Según a la iniciativa –aprobada en el segundo de cuatro debates– se busca acabar la cuota cobrada por los bancos a los usuarios de los cajeros electrónicos cuando retiran dinero.

Samuel Hoyos, representante promotor del proyecto, explicó que el fin de esta iniciativa es que las personas que tengan cuentas de ahorro con promedios inferiores a los tres salarios mínimos mensuales, sean exentas del pago por retiros en cajeros electrónicos.

Aunque se aclara que este beneficio sólo aplicaría para la ciudad donde tiene domicilio quien es usuario de dicha cuenta.

El proyecto ahora pasará a discusión en el Senado donde se espera su aprobación.

Leave a comment